Plataforma Argentina contra la Impunidad

Conmemoración del 32º aniversario del último golpe de Estado en Argentina

Lunes 31 de marzo de 2008.

Graciela Daleo, Ex Detenida-Desaparecida (Argentina): "Para que la memoria sea fértil hay que acompañarla de la acción de la justicia"

La lucha contra la impunidad de los responsables de las 30.000 desapariciones producidas bajo la última dictadura militar argentina -de la que el pasado 24 de marzo se cumplía el 32º aniversario-, así como de otros crímenes contra los derechos humanos cometidos antes y durante la dictadura (1976-1983), continúa siendo la consigna de las víctimas y de sus familiares en la conmemoración de esta efeméride. En un acto celebrado en Casa Amèrica Catalunya y organizado por la Plataforma Argentina contra la Impunidad, la Central de Trabajadores de la Argentina (CTA-Barcelona), Casa Retruco y el Comité de Solidaridad con Familiares de Desaparecidos (CoSoFam), con la colaboración de la Universidad Autónoma de Barcelona, el abogado argentino exiliado en Barcelona y miembro de la Plataforma, Raúl Castro, ha afirmado que, tras 32 años, “la justificación de este tipo de actos es hacer balance y evaluar objetivos, cumplidos y por cumplir”, como por ejemplo seguir reclamando la aparición con vida de Julio López, testigo de cargo en el juicio contra el excomisario de la policía de Buenos Aires durante la dictadura y primer desaparecido en democracia, desde septiembre de 2006.

Raúl Castro ha participado en esta mesa redonda dedicada a la memoria histórica argentina junto con el director general de Casa Amèrica Catalunya, Antoni Traveria, la documentalista Montserrat Armengou, y Graciela Daleo, ex detenida-desaparecida e integrante de la Cátedra de Derechos Humanos de la Universidad de Buenos Aires.

Daleo, superviviente de su secuestro en la Escuela de Mecánica de la Armada (ESMA), ha insistido en señalar la memoria tiene que servir para “vitalizar la construcción del futuro”, y que para ello es necesaria “la acción de la justicia” -“más allá del proceso judicial, como una herramienta de lucha política”. En este sentido, ha reclamado un mayor compromiso de las instituciones democráticas argentinas en la lucha contra la impunidad de los represores de la dictadura, un compromiso que con el caso de Julio López queda en entredicho.

Sin embargo, Graciela Daleo también ha celebrado algunos avances en los procesos judiciales y en las sentencias que ya se están obteniendo, indicando que no sólo hay causas abiertas contra “los genocidas de la dictadura del 76-83”, sino que también se juzgan crímenes perpetrados antes del golpe, como por ejemplo a los miembros del grupo paramilitar de ultraderecha “Triple A” (Alianza Anticomunista Argentina) o a los responsables de la masacre de Trelew, correspondiente a la dictadura militar de Onganía, Levingston y Lanusse (1966-1973). Según Daleo, la justicia debe aplicarse en todos estos casos porque, al no hacerlo, se crea precedente: “la impunidad crea impunidad”, ha afirmado.

Memoria histórica en España y en Argentina

En un momento en que el debate sobre la memoria histórica en España está en el orden del día, la periodista Montserrat Armengou, realizadora de documentales sobre las víctimas de la guerra civil española (1936-1939) como “Los niños perdidos del franquismo” y “Las fosas del silencio”, ha reconocido que si se comparan los procesos de transición democrática y el tratamiento de la memoria histórica en ambos países, “la diferencia es brutal”: mientras que en Argentina se teme por el proceso de “revictimización” que sufren los testimonios en los juicios, en España las víctimas “aún están adquiriendo conciencia de víctima”.

Lo grave, según Armengou, no es que esto ocurra tras 40 años de dictadura franquista, sino tras 30 años de democracia. “Cada vez que nos acercamos al tema, ‘se arma el quilombo’, como dicen ustedes”, ha afirmado la documentalista, que atribuye esta situación a “un proceso de transición que fomentó el olvido y que dejó sin hacer el trabajo de saneamiento". “No es una democracia sana si tenemos estos problemas sin resolver", ha añadido.

Actualmente, Armengou trabaja en la elaboración de un archivo audiovisual de testimonios de la guerra civil española, la dictadura franquista y la transición democrática, tarea para la que asegura haberse basado en el ejemplo del Archivo Nacional de la Memoria argentino. “Sí, hay tanto por hacer... ¡pero ustedes han hecho mucho!”, ha exclamado, “son ustedes un referente para nosotros en muchas cosas”.


Firmas: 0

Foro

Fecha Nombre Mensaje